Bella espiritual, bella, entero cuerpo
porciones de Cielo gloriosas en ti
bella mujer, te presentaste a mí contigo
fueras amiga sin todo saberlo como amor.

Como una estrella que se abre y se queda
sin puntas hasta el centro pecho delineado
sólidas masas redondas dignas no perecer
piernas caminos de cintura a cual girarse.

Fuiste Edén material humano en mujer
serás vuelta bella sin él de cuanto lo amo
amo el cuerpo que se te fue sin estar yo
no puedo dejar de imaginarte sin él, bella.

Nunca había sentido humedad bella como tú
nunca sentí la primera vez invitado a placer
nunca perfecta que pudiera más mejorarse
nunca dejaré de olvidarte hasta vuelva verte.

Pañuelo de mujer, tu cuerpo me hizo lienzo
lienzo al viento, aliento siento, que te siento.